Primeras experiencias con WordPress… y muchas nueces ;-)

Web de Nueces San Ignacio
Todo desarrollador web debe saber trabajar con uno o varios sistemas de gestión de contenidos (CMS). Estos programas nos ahorran reinventar la rueda cada vez que tenemos que publicar contenidos en la web, gestionar usuarios y la administración del sitio, organizar nuestro código de acuerdo a un estándar, etc, etc, etc.

Personalmente siempre he sido aficionado a los CMS, pero a nivel de usuario. Me encanta conocer y probar los gestores de contenido, aunque hasta hace poco no había desarrollado proyectos —proyectos de verdad— con una de estas herramientas, por vagancia para afrontar la curva de aprendizaje y por afán de reinventar la rueda (puede ser divertido y muy pedagógico, pero no es práctico si queremos buenos resultados).

El caso es que hace un par de meses comencé un proyecto web para un amigo que cultiva nueces y me animé a probar WordPress, animado por la experiencia de los chicos de Atracciona, que utilizan este gestor de blogs para hacer webs corporativas. Mi proyecto era dar presencia web a la Nueces San Ignacio y captar clientes a través de Internet, por lo que a nivel técnico las exigencias eran mínimas (unas cuantas secciones de texto rico, fotos, un formulario de contacto y poco más).

La experiencia con WordPress ha sido impresionante. A pesar de que no me gustan sus tripas (algunos fragmentos de código son verdadero spaghetti code), diseñar un theme con WordPress es increíblemente fácil y rápido. Una vez tuve el diseño en HTML/CSS, pasarlo a WordPress fue cosa de una noche. No toma más esfuerzo que copiar un tema (por ejemplo, Kubrick) e ir modificando las plantillas, adaptando el CSS y cambiando el marcado que sea necesario.

El resultado, una web corporativa con un panel de administración muy potente, la disponibilidad de miles de plug-ins y el respaldo de un software probado en millones de servidores.

Logo de Nueces San IgnacioMás allá de la programación, también diseñé la web, el logotipo —y las tarjetas de visita, y un dossier comercial, todo ello con software libre e imágenes libres— y todo lo relativo a márketing en redes sociales, SEO y SEM. Y aunque el mercado en el que se mueve la empresa no depende en gran medida de Internet (el objetivo es vender toneladas de nueces, y el público objetivo hoy en día son distribuidores y grandes superficies), poco a poco la estrategia web va dando fruto. La experiencia ha sido gratificante, porque no es lo mismo hacer un proyecto para un cliente (con la exigencia de calidad y la concentración de sólo programar) que para un amigo (he tenido total libertad para diseñar, desplegar, redactar, etc). Te lo tomas con más calma, le dedicas las horas que puedas y el resultado acaba siendo muy satisfactorio, porque de un modo u otro me he involucrado en la empresa.

Conclusión, WordPress es un muy buen gestor de blogs que también puede ser usado como gestor de contenidos genérico para sitios web pequeños, con una rapidez en la creación de themes que nunca antes se había visto. No obstante, cuando tenga tiempo he de revisar otros CMS para sitios web corporativos. Hace algún tiempo probé CMS Made Simple, pero no me convenció. Sin embargo, MODx promete bastante.

Cuestiones todas a resolver en 2010. Feliz Navidad y que el año que se avecina sea el mejor de tu vida :-)